Reporte del Ministerio de Asuntos Estratégicos Reporte del Ministerio de Asuntos Estratégicos

El ministerio de Asuntos Estratégicos de Israel reveló un informe titulado «Terroristas en Traje» en el que revela más de 100 conexiones entre grupos terroristas y organizaciones que promueven el boicot en contra de Israel.

El reporte revela cómo el Hamas y el Frente Popular para la Liberación Palestina (PFLP) están utilizando una red de ONGs para promover boicots contra Israel.

El mismo reporte también señala que al menos 30 miembros o ex miembros de organizaciones terroristas, incluyendo a 20 que han estado en la cárcel (incluso algunos por asesinato), están ahora en diferentes posiciones en organizaciones no gubernamentales que son parte del movimiento BDS.

El reporte incluso prueba que estas personas no han abandonado su apoyo al terrorismo sino, por el contrario, continúan teniendo relaciones organizacionales, financieras y activas con grupos terroristas.

Estas mismas organizaciones anti-israelíes han recibido incluso millones de euros de financiamiento de parte de países europeos y fundaciones filantrópicas.

El reporte señala varios ejemplos de terroristas que han trabajado en organizaciones pro-boicot. Por ejemplo citan el caso de Leila Khaled que se hizo famosa por participar en el secuestro de dos aviones civiles (los vuelos TWA 840 y El Al 219) y que aún sigue estando activa en el PFLP, una organización terrorista reconocida como tal, entre otros, por la Unión Europea y Estados Unidos. Al mismo tiempo, Khaled es una conocida activista y promotora de organizaciones BDS en Europa y Suráfrica.

En el 2011, Khaled fue también acusada de haber coordinado acciones para llevar a cabo un ataque terrorista en Jerusalén y en una entrevista el año pasado dijo que «Palestina será liberada a través de la resistencia en todas sus formas, primero y principalmente, a través de la lucha armada».

Khaled estuvo a finales del año 2017 de visita en Madrid y unos meses antes en la Feria de Literatura de Barcelona, brindando conferencias para apoyar al movimiento de boicot contra Israel.

El ministro de Asuntos Estratégicos, Gilad Erdan, dijo sobre el reporte: «Los grupos terroristas y la campaña del boicot anti-Israel se unieron con el objetivo de borrar a Israel del mapa. Los grupos terroristas ven el boicot como una táctica complementaria a los ataques terroristas».

Además, tras revelar las más de 100 conexiones entre grupos terroristas y algunas de las principales organizaciones del BDS, Erdan llamó a «todos los gobiernos e instituciones financieras a investigar las actividades de estas organizaciones BDS y acabar inmediatamente con todo el financiamiento y el apoyo que les dan».

Otros casos revelados en el reporte

Imagen publicada en el reporte del ministerio de Asuntos Estratégicos

Rasmea y Yaqud Odeh eran ambos miembros del PFLP y estuvieron ambos involucrados en el asesinato de dos estudiantes israelíes en un ataque con una bomba en Jerusalén en 1969. Ambos fueron condenados a cadena perpetua pero fueron liberados en un intercambio de prisioneros. Rasmea recibió premios honoríficos de dos organizaciones pro-boicot en Estados Unidos (Jewish Voice for Peace y National Students for Justice in Palestine). Además, Yaqub es un miembro del comité y la asamblea general de la organización pro-boicot Addameer.

Salah Hamouri fue arrestado en el año 2005 por estar involucrado en una célula terrorista del PFLP que estaba planificando asesinar al gran rabino sefardí Ovadiah Yosef. Tras ser liberado en un intercambio de prisioneros, ahora Hamouri trabaja como investigador para la organización pro-boicot Addameer.

Shawan Jabarin es el actual director general de la organización pro-boicot al-Haq. En el pasado, Jabarin incluso estuvo preso por estar involucrado en terrorismo a través del PFLP, siendo uno de los responsables  de reclutar a los miembros del grupo terrorista.

Mohammad Sawalha y Zaher Birawi son dos miembros del Hamas que están relacionados con el movimiento BDS. Sawalha es miembro del Hamas desde su fundación y, tras huir a Jordania y desde ahí al Reino Unido, ha fundado varias organizaciones pro-boicot como la Asociación Musulmana Británica y el Foro Palestino Británico, mientras se sigue reuniendo con dirigentes del movimiento terrorista Hamas.Por su parte Birawi, quien también se ha reunido repetidas veces con cabecillas del movimiento terrorista Hamas, encabeza el «Comité de Apoyo para el Boicot de Israel».

Fuente: Aurora