Preparación de las urnas para las elecciones de la Knesset (Flash90) Flash90
ballot boxes

Related:

El martes Israel irá a las urnas por cuarta vez en dos años. A esta situación inédita se le suma la pandemia de Covid-19, lo que le suma importancia al proceso electoral.

Fuente: Aurora

Para entender cómo llegamos hasta aquí, desde Aurora elaboramos esta nota que te explica todo lo que pasó políticamente desde abril de 2019 hasta el día de hoy.

Abril 2019: El fenómeno Gantz

Reelecto en 2015, Benjamín Netanyahu sufrió un temblor político en la primavera de 2019 que terminaron en la disolución del parlamento. Fueron dos eventos que sacudieron el gobierno del Likud y aliados. El primero fue, claro, las acusaciones de corrupción que recayeron sobre el primer ministro. Por otro lado, diferencias en torno a la conscripción de sectores religiosos.

El resultado fue una elección cruzada por la aparición estelar de Benny Gantz, el exjefe de las FDI que empató con el Likud en las elecciones. Sin poder formar gobierno, la Knéset se disolvió y se llamaron a nuevas elecciones en septiembre de 2019.

Septiembre de 2019: Gantz gana pero no alcanza

En los comicios siguientes, la lista Azul y Blanco logró lo que parecía imposible: sacar más votos que el Likud. De todos modos, no había un camino claro para lograr los 61 apoyos necesarios para formar gobierno.

Sorprendentemente, diez miembros de la Lista Árabe apoyaron a Gantz, pero diferencias entre los distintos partidos políticos hicieron imposible conciliar apoyos. Nuevamente, la Knéset fue disuelta y nuevas elecciones fueron convocadas.

Marzo 2020: Gobierno al fin…

Para marzo había un hartazgo general en la población. Netanyahu aprovechó el fracaso de Gantz y volvió a colocarse primero, pero nuevamente no había una coalición clara de gobierno. Luego de varias idas y vueltas, las dos figuras más importantes de las elecciones lograron un compromiso para formar gobierno, con una primera magistratura compartida.

Sin embargo, las diferencias políticas entre los distintos sectores y la imposibilidad de acordar los presupuestos para el año 2021 terminaron en una nueva disolución. Así, las elecciones se volverían a repetir, en marzo de 2021.

Marzo 2021: ¿La cuarta es la vencida?

Las encuestas que circulan al día de hoy no parecen cambiar el escenario político del país. Intentos de renovar la oposición, como la candidatura del alcalde de Tel Aviv Ron Huldai (finalmente retirada) o el exlikudnik Gideon Sa’ar no parecen terminar de encantar.

El martes, con los números en las manos veremos si finalmente Israel puede quebrar el mal que lo aqueja desde hace dos años o bien conciliar una coalición estable, capaz de gobernar los desafíos venideros.

Donate to Israel