(Captura) (Captura)

Related:

“Finalmente podemos dejar escapar un suspiro de alivio y dejar salir todo el estrés que duró estos últimos meses”, dijo Tatiana al Canal 12 de noticias.

Por Pesach Benson, United with Israel

Una mujer ucraniana que apareció en la televisión pidiendo ayuda en medio de una escena de escombros en Mariupol final y felizmente se pudo reunir con su hija en Israel.

Tatiana Goldin perdió el contacto con su madre, Ludmila, cuando se vio obligada a huir de Mariupol, una ciudad portuaria en el este de Ucrania.

Goldin, una trabajadora de servicios psicológicos del municipio de Ashdod, no sabía si su madre estaba viva hasta que la vio en la televisión en marzo.

Ludmila vivía sola en Mariupol, y antes de la invasión rusa del 24 de febrero, Tatiana intentó sin éxito convencer a su madre de que evacuara a Israel.

El alcalde de Ashdod, Yehiel Lasri, y varias organizaciones tomaron medidas para ayudar a traer a Ludmila a Israel.

Los esfuerzos dieron sus frutos cuando Ludmila aterrizó en Israel el martes.

“Finalmente podemos dejar escapar un suspiro de alivio y dejar salir todo el estrés que duró estos últimos meses”, dijo Tatiana al Canal 12 de noticias.

Rusia capturó Mariupol cuando las fuerzas ucranianas restantes se rindieron el 20 de mayo. Cuando estalló la guerra, la ciudad tenía una población de 434.000 habitantes. Se estima que 22.000 residentes han muerto en los bombardeos rusos que han reducido gran parte de la ciudad a escombros.

Miles de ucranianos en áreas capturadas por los rusos, incluido Mariupol, han sido deportados a la fuerza a Rusia.

Funcionarios rusos dijeron en abril que 420.000 personas fueron «evacuadas voluntariamente» de áreas peligrosas del este de Ucrania.

Donate to Israel