(Elyashiv Rakowsky / TPS) (Elyashiv Rakowsky / TPS)

Yehuda Dimentman, de 25 años, deja a su esposa y un bebé de nueve meses, así como a sus padres y 11 hermanos.

Por United with Israel

Cientos de personas asistieron al funeral el viernes por la mañana de la última víctima terrorista de Israel.

Según una fuente, las FDI limitó el número de asistentes debido a consideraciones de seguridad.

Yehuda Dimentman, de 25 años, resultó gravemente herido en un tiroteo desde un vehículo en Samaria el jueves por la tarde. Con un disparo en el cuello, sucumbió a sus heridas poco después de ser trasladado al Centro Médico Rabin en Petah Tikvah.

Otros dos pasajeros resultaron levemente heridos y fueron tratados en el Centro Médico Meir en Kfar Saba.

Dimentman, casado y padre de un niño de nueve meses, era un estudiante de ieshivá en la comunidad de Homesh en Samaria. Vivía cerca en el asentamiento de Shavei Shomron.

Aviah Entman, un amigo que viajaba con él de viaje, habló con los periodistas sobre Dimentman desde el hospital, informó Times of Israel.

«Él era mi amigo. Era un buen chico. Era una persona muy dulce y le daba la bienvenida a todos … Era divertido tenerlo como amigo. No teníamos miedo a un tiroteo. No pensamos que podría suceder».

El otro pasajero, Neria Feldman, dijo: “Yehuda estaba sentado detrás de mí y gritó que tenía una bala en el cuello y realmente comenzó a tener dificultad para respirar. Estaba llamando a los servicios de emergencia para que supieran dónde estábamos.

“Aviah y yo fuimos llevados al hospital en una ambulancia cuando descubrimos que Yehuda ya no estaba con nosotros”, dijo.

«Aquí estamos una vez más con las fuerzas del bien y del mal en el mundo en plena exhibición, un mundo que tiene a los que asesinan y a los que son asesinados», dijo Joshua Hasten, portavoz internacional del Consejo Regional de Gush Etzion. «Un mundo en el que hay crueldad contra amor. Un mundo en el que hay destructores de la tierra y quienes la construyen.

«En esta noche difícil, enviamos nuestras condolencias a la familia en duelo, deseamos a los heridos una pronta recuperación, fortalecemos y apoyamos a los queridos residentes de Samaria junto con todos los residentes de Judea y Samaria, y enviamos nuestro amor a los estudiantes de la Yeshiva de Homesh».

Donate to Israel