El periodista y director de cine, David Segarra, decidió no participar del Festival de cine de Elche, España, donde su documental -Savis de l’horta-, competía en la sección oficial, por la presencia de Israel como país invitado.

El documental que narra la vida de agricultores y agricultoras de L-Horta de València, y que fue premiado en la II edición del DocsValència en la categoría de Fragmentos de cortometraje, no competirá en el Festival de Cine Independiente de Elche (FICIE). Su autor, David Segarra, se niega a participar porque “el gobierno de Israel está presente en el festival”, asegura en una carta.

Con motivo de su 41 edición, el festival anunciaba a través de su página en la red social Facebook a mediados de mayo que había llegado a un acuerdo “con la embajada de Israel en España” para que fuera el “país invitado”.

Esta decisión generó una ola de indignación entre los seguidores del FICIE que reclamaron, sin éxito, el boicot a Israel. Posteriormente «Podemos Elche», y el movimiento internacional BDS se sumaron a la campaña. Entre las críticas destacaba la del director de cine Àlex Lora, nominado al Goya 2018 al mejor cortometraje documental por The Fourth Kingdom, y ganador del Festival DocsValència en 2017.

Ahora David Segarra decidió no presentarse en boicot a Israel. En el escrito comienza agradeciendo a la organización que su documental haya sido seleccionado y se muestra consciente de que la participación en el mismo hace que “se abran grandes oportunidades en un festival colaborador de los Premios Goya”.
Sin embargo, más adelante aclara las razones de su declinación. En 2014 fue a grabar una película documental a la Franja de Gaza y dijo que allí fue testigo «de cómo los francotiradores disparaban a los campesinos que cosechaban en los campos”, asegura.

Fuentes del FICIE mantienen a Israel como país invitado en este edición, que comienza el próximo 13 de julio en Elche y ponen en duda que el documental «Savis de l’horta» esté en la sección oficial de la categoría de Documentales. “Todavía no está cerrada”, esgrimen. Sin embargo, en el Facebook oficial de la organización aparece el trabajo de Segarra junto con 14 propuestas más en una publicación del pasado 2 de junio.

Por su parte, fuentes del equipo de gobierno reconocieron que el alcalde les había pedido a los responsables del festival que “reconsideraran su postura porque iba a traer controversia”.

A eso se refiere David Segarra en sus últimas líneas. “Podemos entender también que es difícil ser justo y honesto en este mundo. Y que la sabiduría y la humildad de rectificar no están bien vistas hoy en día. Pero también estoy seguro de que, juntos y juntas, estamos aprendiendo una lección: el cine es vida, el cine es humanidad, el cine es compromiso. Y que lo que el cine no debe ser nunca es propaganda, totalitarismo y muerte”.

Fuente: Radio Jai