A los adolescentes palestinos se les enseña que el estado más alto al que pueden aspirar es el de ser un asesino de judíos. 

Ari Fuld, un padre de cuatro hijos de 45 años, fue asesinado el domingo por un terrorista palestino de 17 años.

Dafna Meir, madre de seis hijos, fue apuñalada por un terrorista palestino de 15 años.

El soldado de las FDI Ziv Mizrachi fue asesinado por un terrorista palestino de 16 años.

Y la lista continúa…

¿Por qué esto es tan común entre los jóvenes? ¡El sistema educativo palestino tiene la culpa!

 






Donate to Israel