Veintiuna personas murieron en las redadas israelíes en Siria el lunes temprano, 12 de ellos combatientes iraníes, dijo el martes un monitor de guerra sirio con sede en Gran Bretaña.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos informó inicialmente que el número de muertos por los ataques israelíes era 11. Pero el martes, el monitor de guerra dijo que el número había aumentado a 21, lo que lo convierte en uno de los ataques más mortales de Israel en Siria.

Según la SOHR, 12 de los muertos eran miembros del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica de Irán; seis eran combatientes militares sirios; y los otros tres eran otros ciudadanos no sirios.

Donate to Israel