Un partido de fútbol entre niños, por lo general, se percibe como una actividad positiva y productiva. Sin embargo, la Autoridad Palestina ve un partido de este tipo entre niños israelíes y palestinos como «un crimen contra la humanidad».  

Jibril Rajoub, jefe del Consejo Supremo palestino para el Deporte y Asuntos de la Juventud.

Jibril Rajoub, jefe del Consejo Supremo palestino para el Deporte y Asuntos de la Juventud. (Nati Shohat / Flash90)

La semana pasada, los niños palestinos e israelíes se reunieron en el sur de Israel durante un partido de fútbol organizado por el Centro Peres de Israel para la Paz. La Autoridad Palestina (AP) en el diario Al-Hayat Al-Jadida reimprimió un artículo de la Agencia France-Presse en el que describe el encuentro y la iniciativa con buenos ojos.

Palestinian Media (PMW), sin embargo, expuso que la noticia de la actividad deportiva conjunta con «el enemigo sionista» no fue bien recibida por los líderes de los partidos de la Autoridad Palestina y Fatah.

En reacción al partido amistoso, Jibril Rajoub, Secretario Adjunto del Comité Central de Fatah y jefe del Consejo Supremo palestino para el Deporte y Asuntos de la Juventud, declaró: «Cualquier actividad de normalización en el deporte con el enemigo sionista es un crimen contra la humanidad».

En un post en Facebook, Rajoub dijo que «desde hace un tiempo hasta ahora los dirigentes deportivos y la comunidad palestina – el Consejo Superior de Deportes y Asuntos de la Juventud, el Comité Olímpico de Palestina y la Asociación de Fútbol de Palestina – se han opuesto a tales actividades», especificando que «la normalización en el deporte con la ocupación sionista es un crimen». Él demandó que «todas las personas e instituciones se distancien de este tipo de actividades, sobre todo porque su recurrencia despertaría disgusto y aversión hacia todos los miembros de la comunidad [palestina] de deportes».

‘Ley antipatriótica e inmoral’

Otros pidieron una investigación y el enjuiciamiento de los organizadores palestinos que aceptaron jugar con los israelíes. Denunciando el partido como «un crimen y un acto antipatriótico e inmoral», el miembro del Comité Olímpico palestino Abd Al-Salam Haniyeh exigió a Rajoub «interrogar inmediatamente a los organizadores del partido, liquidar la cuenta con ellos y procesar a los acusados ​​de traición grave contra la sangre de los mártires [que murieron en la guerra de Gaza] y y acusarlos también de violar las decisiones tomadas por el liderazgo de la comunidad deportiva palestina», informó la agencia de noticias palestina independiente Sama, a principios de este mes.

El Comité Nacional contra la normalización en Palestina «condenó la participación de los niños de la Ribera Occidental, en un partido de fútbol entre niños palestinos e israelíes» y «pidió a los jefes de los deportes palestinos y a los dirigentes palestinos descubrir quién está detrás de este ‘partido de la normalización.’ «El secretario general del Comité, Jihad Uweida, expresó su «sorpresa «y» asombro» de que los palestinos» hagan a Israel un servicio gratuito», al participar en tal evento en un momento en el Comité Nacional contra la normalización en Palestina «está llevando a cabo una campaña internacional para la expulsión a los israelíes del sistema deportivo internacional, y después de las organizaciones deportivas internacionales».

«Un acto individual, concebido por almas enfermas»

El liderazgo de la rama de Al Fatah en Yatta, la ciudad natal de los niños que participaron en el encuentro, celebró «una reunión urgente para discutir las ramificaciones de los partidos favorables a la normalización» y «condenó enérgicamente» el evento. El secretario de la filial de Fatah, Dr. Kamal Makhamreh dijo que la participación en el partido «fue un acto individual, concebido por almas enfermas que accedieron a ser humillados por un puñado de dinero», e  «instó a los residentes a supervisar a sus hijos y alejarlos de este tipo de actividades, que dañan nuestra causa».

Esta no es la primera vez que líderes de la Autoriad Palestina y de Fatah se han opuesto a lo que se refieren como la «normalización» con Israel en los deportes. En un video difundido por Palestinian Media Watch el año pasado, Jibril Rajoub dijo que despediría a cualquier deportista palestino que se dedicara a la «normalización» con Israel.

Autor: Aryeh Savir
Redactor de United with Israel