chanukah jerusalem

El viduy no es una confesión verbal mecánica y fría, no son meras palabras. Esta confesión debe ir acompañada de sinceros sentimientos de remordimiento.

Teshubá, la posibilidad (y la obligación) de arrepentirme por lo que hice mal, significa que Dios nos da la oportunidad de corregir y enmendar nuestros errores, y no ser condenados para siempre por los errores que hemos cometido.

Y este pasuq tiene una particularidad. Debe ser dicho con kavaná, o sea, pensando en lo que estamos diciendo, para internalizar su mensaje. En el Salmo 145, Tehilá leDavid (ashré…) el pasuq 16, dice así: «poteaj et yadeja…».

Mourning Destruction of Jerusalem

Tish'a beAb, el día de duelo nacional del pueblo judío,  comienza esta noche, lunes 31 de julio. Por la tarde, antes de que comience el ayuno hacemos la seu'da mafseqet, es decir, la última comida antes del ayuno. 

Para comprender qué llevó al pueblo de Israel a abandonar la Torá hay que remontarse a los tiempos del Rey Menashé. Menashé reinó en Yehudá (Judea, así se llamaba el estado judío en esos tiempos) por 55 años (687 - 643 aec).

Una historia cuenta que cierta vez Napoleón pasó cerca de una sinagoga, y vio a los judíos sentados en el suelo, de luto y llorando. Cuando interrogó por ese extraño comportamiento, le explicaron que era Tishá BeAv, y que lloraban la pérdida del Santo Templo.

praying western wall

La costumbre general es que durante la lectura de la Meguilat Ejá la gente no se sienta en los bancos de la sinagoga, sino en el suelo, al igual que lo hacen los dolientes durante el shib'a.

Temple Mount 1844, one of the oldest photos ever taken of Jerusalem (Israel Rising: Ancient Prophecy Modern Lens)

El ayuno de Tish’á beAb debe ser observado por todas las personas que están en buen estado de salud. Hay algunas excepciones, como se explicará a continuación, casi todas relacionadas con temas de salud.

Destruction of the Temple

El pueblo judío en todo el mundo se encuentra ahora en un período conocido como "Las Tres Semanas". Este periodo comienza en el día 17 del mes hebreo de Tamuz y continúa hasta el noveno día del mes de Av.

En la era de Candy Crush y Pokemon Go, a nadie le interesa conocer todo esto, pero debería interesarnos, porque la dolencia que devastó nuestra nación hace 2.000 años nunca ha sido sanada. Y hoy, como entonces, es la causa de todos nuestros problemas.

Pero esta forma natural de transformar nuestra historia en nuestra identidad está en crisis. Por lo menos para una gran parte de nuestro pueblo, que no ha tenido la oportunidad de recibir una educación judía formativa.  

Shavuot

No sólo los judíos deberíamos estar celebrando la festividad de Shavuot. No tiene que ser judío, ni tampoco tiene que ser religioso, para reconocer que lo que pasó en el Monte Sinaí fue uno de los momentos más importantes en la historia.

"Si Moshé permanece en la cima," El dijo, "el pueblo puede no estar seguro de que ellos realmente escucharon los Diez Mandamientos de Mí. Podrían pensar que fue la voz de Moshé. Que él por lo tanto descienda primero, y luego

Shavuot nunca tuvo el potencial de “comercialización” que otras fiesta judíos - no hay matzá, no hay velas de colores, no hay lulav, ni hay shofar. Es la festividad judía menos conocida.

La historia de Rut nos enseña grandes valores judíos de cómo debemos vivir nuestras vidas como judíos. En Shavuot, los judíos tradicionalmente leen la historia de Rut en el Tanaj. No te puedes perder su lectura el Sábado y Domingo.

Six Day War

Hoy, 28 de Iyar, celebramos Yom Yerushalayim, el día que Jerusalem regresó a nuestras manos. Este año, 2017, marca el 50 aniversario de este glorioso día.