Rabbi Ahiad Ettinger Chabad.org/News
Rabbi Ahiad Ettinger

Un bebé nació en la familia de la mujer que fue salvada por el rabino Ahiad Ettinger, que en Paz Descanse. El recién nacido fue nombrado Ahiad en honor a su héroe.

Por United With Israel 

El nombre dado a un niño recién nacido en una ceremonia de circuncisión, Ahiad, fue en honor y memoria a la víctima de un reciente ataque terrorista, Ahiad Ettinger.

El rabino Ahiad Ettinger fue una de las dos personas que murieron en un tiroteo cerca de Ariel en Samaria el 17 de marzo.

Ettinger, quien más tarde murió de las heridas que sufrió cuando recibió un disparo, logró salvar la vida de una mujer embarazada.

El terrorista había apuntado su arma a la mujer que estaba cerca, pero el rabino, al darse cuenta de lo que estaba sucediendo, logró disparar al terrorista primero.

Como resultado, el agresor herido se alejó de la mujer y disparó a Ettinger repetidamente. El rabino murió al día siguiente. Le sobreviven su esposa y 12 hijos.

El mismo día en que murió el rabino, el niño nació en el seno de la familia de la mujer que había salvado.

La circuncisión, que tradicionalmente se lleva a cabo en el octavo día de la vida de un bebé judío, coincidió con la conclusión del período de luto de siete días “Shiva” para Ettinger. Justo cuando había completado la Shiva, uno de los 12 hijos del rabino fue llamado a asistir a la circuncisión y recibió el honor de nombrar al niño, quien recibió el nombre de su difunto padre.

El hijo se ahogó de emoción cuando gritó ‘Ahiad’ en la ceremonia, nombrando al niño recién nacido.

La palabra Ahiad en hebreo significa “mi hermano para siempre”.

Donate to Israel